Presidencia | Cancilleria | Naciones Unidas

Español | English

Quinta Comisión

(Nueva York, 18 de Octubre de 2001)

Intervención del Embajador Alfonso Valdivieso, Representante Permanente de Colombia. Tema 125: Escala de Cuotas

 

Señor Presidente:

Permítame comenzar esta intervención manifestando que la delegación colombiana se asocia a las intervenciones del Grupo de Río, así como del Grupo de los 77 y China, las que compartimos plenamente, en relación con la aplicación del artículo 19 y la escala de cuotas.

Señor Presidente:

Hace un año la comisión iniciaba el análisis de un tema que siempre ha sido controvertido, impulsado en ese entonces por circunstancias que hacían más difícil su consideración. En efecto, decisiones externas a la Organización desataron intensas negociaciones que dieron como resultado una escala de cuotas del presupuesto ordinario que garantizaba una estructura financiera más confiable para la Organización.

En una decisión aún más exigente se estableció una escala de cuotas para las operaciones de paz de la cual se carecía.

La adopción de esta escala refleja indudablemente el profundo compromiso de los países en desarrollo con la Organización. Con él, las cuotas prorrateadas de los países que integran el bloque de los que podemos denominar la típica "clase media" o de Estados Miembros en desarrollo, donde se ubican los países del Grupo de Río, se incrementaron notablemente. Como lo expresamos en la prolongada sesión del 23 de diciembre del año anterior, si bien nos exigía mayores esfuerzos nos imponía responsabilidades adicionales y nos permitía esperar una adecuada reciprocidad por parte de la Organización.

Señor Presidente:

Si la metodología de cálculo del artículo 19 de la Carta hoy en pleno vigor se encuentra en plena correspondencia con las normas que rigen a las Naciones Unidas, tal como lo ha reconocido acertadamente la Oficina de Asuntos Jurídicos de la Organización, no es válido entonces modificar la práctica.

Por eso, y como lo han señalado varias delegaciones que me han antecedido en el uso de la palabra, no compartimos iniciativas encaminadas a modificar su contenido. No las consideramos justas ni equitativas pues ellas simplemente conducirían a incrementar el número de países en desarrollo afectados. Además perjudicarían la situación financiera de la Organización, la que, como afirmara el Secretario Adjunto de la Organización, por primera vez le asegura a esta una base segura y sólida para trabajar, en la medida en que cuenta con fondos suficientes y por ende con más efectivo en caja, lo cual ha logrado reducir drásticamente el nivel de la deuda, con mayor flexibilidad y estabilidad financiera.

Muchas gracias.

ˆarriba

« regresar

Periodo 56