Presidencia | Cancilleria | Naciones Unidas

Español | English

Cuarta Comisión

(Nueva York, 18 de octubre de 2005)

Intervención de la Embajadora María Angela Holguín, Representante Permanente de Colombia, Tema 29:Cooperación Internacional para la utilización del espacio ultraterrestre con fines pacíficos.

 

Señor Presidente:

Gracias por presidir nuestro debate sobre uno de los temas de gran interés para todos.

Así mismo, agradecemos al Presidente de la Comisión sobre la Utilización del Espacio Ultraterrestre con Fines Pacíficos, señor Adigun Ade Abiodun de Nigeria, por la presentación del Informe, (A/60/20), referido a las labores desarrolladas durante su 48o. período de sesiones, dentro del cual Colombia se ha desempañado como su primer vicepresidente.

Reconocemos el esfuerzo de todos los Miembros de la Comisión y de las dos Subcomisiones para mantener la dinámica y avanzar hacia el logro de las recomendaciones contenidas en la resolución, ¨El milenio espacial: la Declaración de Viena sobre el espacio y el desarrollo humano¨, aprobada por la Tercera Conferencia de las Naciones Unidas sobre la Exploración y Utilización del Espacio Ultraterrestre con Fines Pacíficos, celebrada en Viena en 1999.

Señor Presidente:

Colombia reafirma su compromiso de continuar promoviendo la más amplia cooperación, para que los logros de la ciencia y la tecnología espacial así como su aplicación contribuyan positivamente al bienestar de los pueblos del mundo. Avanzaremos en dicho propósito el cual se logrará, en la medida que la transferencia de conocimientos y de tecnología se haga efectiva. Por eso, debemos hacer de ésta una prioridad.

Apoyamos decididamente las labores en curso y consideramos de la mayor importancia la reserva del espacio ultraterrestre para fines pacíficos. Es inconcebible que además de la alta preocupación que nos produce la falta de progresos en cuanto al desarme nuclear y la proliferación de armas de destrucción masiva, también tengamos que estarlo por la posibilidad del inicio de una carrera armamentista en el espacio ultraterrestre.

El espacio ultraterrestre es un patrimonio que debemos preservar para usos pacíficos. Muchos de sus usos y beneficios están plenamente identificados y aplicados como acontece en telemedicina, tele-enseñanza, tele-sanidad, observación de la tierra, protección ambiental y, en la alerta y prevención de desastres.

En los últimos años, las poblaciones del mundo, tanto en el norte como en el sur, han sufrido la fuerza devastadora de los desastres naturales. Irreparables las pérdidas en vidas humanas. De elevadas proporciones los retos de reconstrucción en cuanto a infraestructura, servicios y bienes materiales, tras los desastres naturales.

Calamidades como éstas podríamos prevenirlas e incluso evitarlas mejorando los sistemas de alerta temprana. Para este efecto, la idea de crear una entidad internacional que permita la coordinación global para optimizar servicios en casos de desastres naturales nos parece pertinente.

Contamos con un espacio que nos ofrece posibilidades para mejorar la calidad de vida de los habitantes del planeta; para identificar los daños que le hemos causado; para adelantar programas específicos a fin de prevenir mayores males al medio ambiente; y, también para recuperarlo. Esta es nuestra responsabilidad frente al espacio que habitamos y a futuras generaciones.

Señor Presidente:

Invitamos a tener presente métodos que fomenten la cooperación a todo nivel. En el regional, contamos con experiencias como la que ofrece la Conferencia Espacial de las Américas. Colombia ejerce, desde el 14 de mayo de 2002, la Secretaría Pro-Tempore de la Cuarta Conferencia Espacial de las Américas, y el próximo mes de febrero hará entrega de la misma, al Ecuador. Estamos seguros de que la Quinta Conferencia Espacial de las Américas, a realizarse en la Ciudad de Quito en el mes de julio de 2006, será todo un éxito.

Nuestro Gobierno ha aprovechado de manera especial estos tres años para impulsar la cooperación regional, a fin de mejorar la aplicación de los beneficios de la ciencia y la tecnología espaciales. Igualmente, ha promocionado la aplicación de la Declaración y el Plan de Acción de Cartagena, el cual contempla, entre otros aspectos prioritarios, el de la educación para impartir capacitación en el uso de la tecnología espacial.

En nuestro interés por incentivar el intercambio de ideas, educar y hacer conocer la importancia del tema, hemos realizado seminarios con la colaboración de la Oficina de las Naciones Unidas para los Asuntos del Espacio Ultraterrestre y entidades nacionales. El último: "Seminario Taller en Aplicaciones de la Navegación Satelital GNSS", tuvo lugar en Bogotá D.C., entre el 26 y 29 del pasado mes septiembre.

Actualmente avanzamos en la creación y constitución de la Comisión Colombiana del Espacio, organismo que asumirá las funciones en el tema espacial, a nivel nacional.

Señor Presidente:

Acogemos la proclamación del año 2007 como Año Geofísico y Heliofísico Internacional, que servirá para centrar la atención en la importancia de la cooperación internacional para la realización de eventos y difusión del conocimiento sobre la física solar-terrestre.

Destacamos que, con el apoyo del Programa de las Naciones Unidas de aplicaciones de la tecnología espacial, Colombia se encuentra comprometida en los trabajos para el desarrollo de una herramienta de análisis de la utilización de la órbita geoestacionaria. La órbita geoestacionaria es vital para el sistema mundial de las comunicaciones y es un recurso limitado en peligro de saturación.

En relación con el carácter físico y los atributos técnicos de la órbita geoestacionaria, su utilización y aplicaciones, inclusive, entre otras en la esfera de las comunicaciones espaciales, Colombia desea reiterar que este recurso natural, al ser limitado, corre el peligro de una saturación. Por ello, considera que su explotación debe ser racional y hacerse extensiva a todos los países, independientemente de sus actuales capacidades técnicas, para brindarles la posibilidad de acceder a la órbita geoestacionaria en condiciones equitativas, tomando en cuenta las necesidades e intereses de los países en desarrollo y el concurso de la Unión Internacional de Telecomunicaciones - UIT.

Como en los demás temas multilaterales, la cooperación y la coordinación entre los países es fundamental para lograr el progreso de todos. El uso pacífico del espacio ultraterrestre puede, en este contexto, traer grandes beneficios a las poblaciones del globo.

Gracias.

ˆarriba

« regresar

Periodo 60