Presidencia | Cancilleria | Naciones Unidas

Español | English

Periodo de Sesiones 67

(Nueva York, 17 de octubre de 2012)

Intervención de S.E. Sr. Miguel Camilo Ruiz, Embajador, Representante Permanente Alterno, en la Cuarta Comisión - 67 Período de Sesiones Ordinarias de la Asamblea General, sobre Cooperación Internacional para la utilización del espacio ultraterrestre con fines pacíficos.

 

Señor Presidente:

Mi Delegación lo felicita a usted y a los demás miembros de la Mesa por su elección y les desea éxitos en el desarrollo de sus actividades.

Colombia se asocia a la intervención efectuada por Brasil, en nombre de los Estados Miembros del MERCOSUR y Estados Asociados.

Agradecemos el informe A/67/20 presentado por el Presidente de la Comisión sobre la Utilización con Fines Pacíficos del Espacio Ultraterrestre, Embajador Yasushi Horikawa, en relación con el trabajo desarrollado por la COPUOS durante su quinquagésimo quinto período de sesiones y apoyamos la resolución ómnibus presentada para adopción sobre Cooperación internacional para la utilización del espacio ultraterrestre con fines pacíficos.

Señor Presidente:

El espacio ultraterrestre es un patrimonio que debe ser preservado para usos pacíficos y cuyo acceso y exploración deben darse en condiciones de igualdad a favor de todos los Estados, sea cual fuere su grado de desarrollo científico y económico. Sus beneficios deben estar al alcance de todos en pro del mejoramiento de las condiciones de vida y de la paz entre los pueblos, tarea en la que las contribuciones de la COPUOS han resultado fundamentales.

Los logros obtenidos durante este periodo de sesiones por la Comisión sobre la Utilización con Fines Pacíficos del Espacio Ultraterrestre y sus órganos subsidiarios, son el resultado del avance de la cooperación espacial internacional, y del progreso de principios jurídicos orientados a asegurar la utilización pacífica del espacio ultraterrestre y a prevenir su militarización.

Este año, consideramos fundamental hacer un reconocimiento a la labor de la COPUOS y a sus contribuciones a la Conferencia Río+20, especialmente en el tema de la utilización de datos geoespaciales obtenidos desde el espacio para la formulación de políticas y proyectos de desarrollo sostenible. Reconocer en el marco de la Conferencia, la importancia de la ciencia y la tecnología espacial y sus aplicaciones, abre un camino para facilitar las decisiones y el alcance de las metas de desarrollo sostenible.

Para nuestro país es un tema de especial atención que pone las tecnologías del espacio, al servicio de la sociedad en esferas como la gestión de los recursos naturales y la vigilancia del medio ambiente, la gestión en casos de desastre, la tele-educación, la telesalud y la ciencia espacial básica.

En cuanto al desarrollo de la capacidad nacional espacial, la Comisión Colombiana del Espacio, CCE, ha venido orientando desde su creación en el 2006, la ejecución de una política de desarrollo y utilización de tecnologías espaciales en los siguientes campos de acción: 1) Telecomunicaciones; 2) Navegación Satelital; 3) Observación de la Tierra; 4) Astronáutica, Astronomía y Medicina Aeroespacial; 5) Gestión del Conocimiento y la Investigación; 6) Asuntos Políticos y Legales; y 7) Infraestructura Colombiana de Datos Espaciales (ICDE).

La CCE ha logrado promover el conocimiento y el saber sobre las ciencias y las tecnologías espaciales, dentro de la sociedad colombiana, la juventud, el sector académico y el sector productivo, no solo apoyando la ejecución de eventos de difusión masiva, sino también liderando proyectos como la puesta en marcha del Programa Satelital Colombiano de Observación de la Tierra, la formulación e implementación del Plan Nacional de Navegación Satelital, PNNS y la elaboración de los estudios que sustentan la viabilidad para la adquisición del Satélite Colombiano de Observación de la Tierra.

Con estos programas se busca diversificar las aplicaciones de la tecnología satelital en diferentes sectores de la economía, para contribuir a la conectividad de las distintas regiones del país y, de esta forma, mejorar la competitividad.

Colombia continúa trabajando en el desarrollo de la capacidad formativa en áreas como la percepción remota, el procesamiento digital de imágenes, los sistemas de información geográfica y bases de datos, y las infraestructuras de datos espaciales; y busca avanzar, a través de la CCE, en la adquisición de imágenes provenientes de diversos sistemas y para diversas aplicaciones. Igualmente, se ha avanzado en la suscripción de convenios del orden nacional e internacional, entre los que se encuentran los suscritos con Argentina y Brasil.

La cooperación y coordinación, a nivel internacional, regional e interregional, resulta indispensable para impulsar la investigación y para ayudar a los Estados a desarrollar sus capacidades espaciales. Para ello continuaremos con el establecimiento de programas de cooperación nacional e internacional, con la firma de convenios con centros de investigación y agencias espaciales, con la implementación de programas de capacitación de personal científico y técnico, y formación no solo nacional sino también en el exterior.

A nivel regional, cabe destacar la participación y liderazgo en iniciativas y proyectos regionales, como es el caso del Programa GeoSUR, en el que se desarrollan actividades de asistencia técnica en gestión de metadatos geográficos para las instituciones integrantes de dicho programa.

También cabe mencionar la coordinación por parte del Instituto Geográfico Agustín Codazzi, IGAC, del Grupo orientado a la Creación de capacidades institucionales, educación y capacitación (CAP) en el Comité Permanente para la Infraestructura de Datos Espaciales de las Américas – CPIDEA y su participación en el Sistema Mesoamericano de Información Territorial – SMIT, el cual es resultado de la participación activa de las instituciones nacionales del sector de gestión del riesgo.

Señor Presidente,

La COPUOS como garante del uso del espacio exterior para fines pacíficos ha promovido el desarrollo del derecho espacial internacional. En este sentido, mi delegación comparte la visión de las iniciativas relacionadas con medidas de transparencia y de fomento de la confianza, y considera que estas deben ajustarse plenamente a las normas del derecho internacional, y acordarse en el marco de las Naciones Unidas. Estas iniciativas permitirán que la ONU pueda enfrentar de manera más eficaz los retos que impone la realidad internacional en este campo.

Resaltamos las iniciativas de fomento de la capacidad en materia de derecho del espacio encaminadas a seguir impulsando las actividades espaciales y a profundizar el conocimiento del marco jurídico. En este sentido, respaldamos los avances de cooperación y de intercambio de opiniones que conduzcan a la capacitación de los Estados.

Como lo ha señalado la Subcomisión de Asuntos Técnicos y Científicos, la órbita geoestacionaria es un recurso natural limitado en peligro de saturación. Frente a esta realidad reiteramos que su uso debe basarse en el principio de acceso racional y equitativo para todos los Estados independientemente de sus capacidades técnicas actuales, teniendo en cuenta las necesidades de los países en desarrollo y la situación geográfica de determinados países.

Finalmente, Colombia reafirma su compromiso de continuar promoviendo la cooperación para la utilización del espacio ultraterrestre con fines pacíficos y espera seguir contribuyendo en el desarrollo de iniciativas y proyectos que beneficien a todos los países de manera sostenible en el largo plazo.

Muchas gracias, señor Presidente.

ˆarriba

« regresar

Periodo 67