Presidencia | Cancilleria | Naciones Unidas

Español | English

Periodo de Sesiones 68

(Nueva York, 12 de febrero de 2014)

Intervención del Embajador Miguel Camilo Ruiíz, Representante Permanente Alterno, en el 52º periodo de sesiones de la Comisión de Desarrollo Social, Tema 3 a): La promoción del empoderamiento de las personas para erradicar la pobreza, lograr la integración social y crear pleno empleo y trabajo decente para todos

 

Señora presidente,

En nombre de la República de Colombia, quiero agradecer a usted y a los demás miembros de la mesa por la organización y conducción de las labores del 52º Periodo de Sesiones de la Comisión de Desarrollo Social. Asimismo, agradezco a la Secretaría la preparación de los informes que sirven como base de nuestras deliberaciones y el apoyo brindado en la realización del actual periodo de sesiones.

Colombia se asocia a la intervención realizada en el día de ayer por el Representante de Bolivia en nombre del Grupo de los 77 + China.

Señora presidente,

Con la selección del tema prioritario "la promoción del empoderamiento de las personas para erradicar la pobreza, lograr la integración social y crear pleno empleo y trabajo decente para todos", la Comisión nos brinda por segundo año consecutivo, la oportunidad de discutir medidas concretas que nos permitan establecer, desarrollar e implementar políticas conducentes a la participación efectiva de todos los miembros de la sociedad en las decisiones que afectan su vida, en beneficio del desarrollo social.

Es ampliamente reconocido que no existe una fórmula general que sirva a todas las sociedades y que genere resultados óptimos en todos los casos, dado que el empoderamiento es un proceso de largo plazo en el que influyen las condiciones nacionales y locales.

Sin embargo, contamos con una serie de herramientas y acciones concretas que facilitan la participación de las personas y los diferentes grupos sociales en la consecución del desarrollo social.

El punto de partida, tal como lo establece el Informe del Secretario General, es la adopción de un enfoque que asegure que el proceso de desarrollo sea inclusivo y centrado en las personas, y que esté basado en estrategias globales que vayan más allá de enfoques destinados a grupos sociales específicos.

Por otra parte, es necesario reconocer el rol central del Estado en el empoderamiento de los ciudadanos, pues cuenta con las herramientas y competencias necesarias para desarrollar el marco jurídico e institucional, establecer infraestructuras y canalizar los recursos necesarios para promover el empoderamiento de sus ciudadanos y lograr el desarrollo social.

En cumplimiento de esa función, el Estado colombiano ha desarrollado e implementado políticas e inversiones destinadas a mejorar la calidad de vida de su población, con lo que a su vez se establecen mejores condiciones para una mayor y mejor participación ciudadana.

En educación, Colombia desarrolla el Plan Sectorial 2010-2014 'Educación de Calidad, el Camino para la Prosperidad', con el que se han logrado importantes avances en cobertura, permanencia, acceso, calidad y cierre de brechas.

Se estableció la gratuidad universal para todos los niños y jóvenes de los establecimientos educativos oficiales, con lo cual se han beneficiado más de 8.900.000 estudiantes de todo el país.

Se crearon 118.000 nuevos cupos del grado 0 al 11, de los cuales el 70% se ubicó en el sector rural. Asimismo se cuenta con un crecimiento del 74% en la atención integral a la primera infancia. En materia de educación superior, se incrementó la tasa de cobertura, pasando del 37% en el 2010 al 46% en el 2013.

Lo anterior en cierta medida es resultado del incremento de los recursos asignados a la educación, que para 2014 alcanzarán el 17,6% del Presupuesto General de la Nación.

Por otra parte, en 2013 Colombia alcanzó la cobertura universal en salud, al lograrse que el 96% de la población sea parte del Sistema General de Seguridad Social. Lo anterior refleja la aproximación que Colombia le otorga a la salud como un derecho fundamental que debe respetarse, protegerse y garantizarse con calidad, oportunidad, continuidad y equidad.

En materia de salud también se incrementaron los recursos asignados para 2014, al establecerse que el 11,6% del Presupuesto General será asignado a este sector.

Señora presidente,

Tener la posibilidad de acceder a un trabajo decente es necesario para adquirir poder, participar activamente y desarrollarse plena y dignamente en sociedad. Esto es particularmente importante para escapar de la pobreza, en la medida en que el principal activo con el que cuenta la población pobre es su fuerza laboral.

La marginación económica generada por los bajos salarios, la inseguridad en el empleo y las malas condiciones laborales debe ser superada con marcos normativos adecuados, políticas macroeconómicas destinadas a la creación de más y mejores empleos, la promoción de sectores económicos intensivos en la utilización de mano de obra, el fomento de la inversión privada, la diversificación económica y la inversión en infraestructura.

Colombia mantiene un descenso sostenido de la tasa de desempleo, la cual en 2013 alcanzó el 9,6%. Asimismo desarrollamos políticas encaminadas a la formalización del empleo a través de reformas estructurales encaminadas a la protección de los trabajadores, en donde se amplía la cobertura, se promueve mayor igualdad y se garantiza la sostenibilidad del sistema.

Nos hemos propuesto lograr que 7 millones de trabajadores que hoy no cuentan con protección, porque son informales o porque no cumplen requisitos de pensión, puedan contar con un ingreso al llegar a la edad de jubilación o retiro, bien sea mediante una pensión, o un apoyo del Estado.

Señora presidente,

Un aspecto fundamental para el empoderamiento de los miembros de la sociedad, particularmente de las mujeres, es la inclusión financiera. Fortalecer la capacidad de las instituciones financieras nacionales para llegar a todos los que no tengan acceso a estos servicios, adoptar marcos regulatorios y de supervisión que faciliten la prestación de servicios adecuados y seguros, aumentar el acceso a la información y promover la adquisición de conocimientos financieros básicos, son propósitos que debemos emprender para romper el ciclo de la pobreza y promover la participación en sociedad.

Asimismo, Colombia, como democracia participativa y pluralista, considera que para promover la efectiva participación de todos los miembros de la sociedad en la formulación de políticas, se debe contar con adecuadas estructuras institucionales y mecanismos de participación que sean transparentes, inclusivos y receptivos a las necesidades y legítimas aspiraciones de la población.

El empoderamiento de la población para alcanzar el desarrollo social requiere también de una visión y compromiso generales de largo plazo que involucren, tanto al Estado como a los demás actores sociales.

Contar con modalidades eficaces de cooperación con el sector privado, los sindicatos, las organizaciones de la sociedad civil y la academia, entre otros, es condición sine qua non para llevar a cabo políticas coherentes y efectivas, en las que se sintonicen metas, medios y recursos para la erradicación de la pobreza, la reducción de la inequidad, la integración social y la creación de pleno empleo y trabajo decente para todos.

Por último señora presidente, tal como lo señala el Secretario General en su Informe, es necesario establecer medidas que permitan hacer frente a los problemas que dificultan la participación de ciertos grupos sociales.

Empoderar a la población no es posible si no se elimina la discriminación, al estar ésta profundamente ligada con la marginación y exclusión social. Se requiere que los Estados y todos los actores sociales, adopten medidas específicas que permitan superar los obstáculos físicos, sociales, culturales, jurídicos, económicos o políticos que impiden la participación y plena realización y goce de los derechos de grupos que tradicionalmente han sido excluidos o que son particularmente vulnerables como las mujeres, los jóvenes, las personas de edad, los discapacitados, los pueblos indígenas, la minorías sexuales o los migrantes.

Gracias señora presidente.

ˆarriba

« regresar

Periodo 68