Presidencia | Cancilleria | Naciones Unidas

Español | English

Sesión Informativa, Operaciones de Mantenimiento de la Paz: Cooperación entre misiones

(Nueva York, 12 de diciembre de 2012)

Intervención de S.E. Fernando Alzate Donoso, Representante Permanente Alterno de Colombia

 

Señor Presidente,

Quiero, en primer lugar agradecer la convocatoria a esta sesión informativa, y las completas presentaciones sobre las Operaciones de Mantenimiento de la Paz y la cooperación entre Misiones, del señor Hervé Ladsous, Secretario General Adjunto de Operaciones de Mantenimiento de la Paz y de la señora Ameerah Haq, Secretaria General Adjunta de Apoyo a las Actividades sobre el Terreno.

Señor Presidente,

Las situaciones en las que existen Operaciones de Mantenimiento de la Paz son complejas y de naturaleza diversa. Si bien las Operaciones deben ser diseñadas de manera que haya coherencia entre los mandatos establecidos y los recursos asignados, en ocasiones se presentan circunstancias que exacerban las tensiones existentes y que las enfrentan a limitaciones imprevistas para implementar adecuadamente su mandato.

En estas situaciones coyunturales, la cooperación entre misiones es una herramienta que facilita, en el corto plazo, el intercambio o la utilización conjunta de recursos entre Operaciones de Mantenimiento de la Paz y brinda flexibilidad y apoyo oportuno en momentos en los que se identifican brechas críticas. Como parte de una estrategia coordinada y coherente para responder a deficiencias o dificultades sobre el terreno, es importante contar con la posibilidad recurrir a la cooperación entre misiones de manera temporal, tomando en consideración las limitaciones financieras y de personal, y de autoridad en relación con los bienes y servicios.

No obstante, para lograr una interacción operacional efectiva, la cooperación en áreas como el intercambio de información y experiencia adquirida, debe darse de manera permanente y coordinada teniendo en cuenta las necesidades identificadas por los países concernidos o por las misiones existentes en la región. Debe asegurarse, por tanto, que la cooperación efectiva entre las misiones se incorpore en la planificación y ejecución de los mandatos con el propósito de mejorar la comprensión de la situación sobre el terreno, en particular cuando se enfrenten retos comunes en asuntos de alcance regional.

Actividades como el intercambio periódico de informes detallados sobre la situación militar, el establecimiento de centros mixtos de análisis y las reuniones periódicas entre misiones son importantes para elaborar estrategias subregionales integradas que promuevan la paz y la seguridad regional.

Señor Presidente,

La cooperación entre misiones debe tomar en consideración las limitaciones financieras y de personal y debe desarrollarse sin menoscabar los mandatos originales de cada misión. Para lograr una implementación fluida y resultados positivos, es importante elaborar una estrategia de planeación coherente que cuente con la participación coordinada del sistema de Naciones Unidas, con la aprobación del uso de tropas y equipos por parte de los países que aportan contingentes y con la voluntad política de los Gobiernos de los países anfitriones.

Un caso representativo de cooperación entre misiones, es el de la estabilización de la zona fronteriza de Côte d'Ivoire y de Liberia en el que las entidades de las Naciones Unidas presentes en la zona, han intensificado su cooperación. Valoramos el mayor despliegue de efectivos uniformados de la UNOCI en la frontera con Liberia, y asimismo reconocemos la importancia de las medidas anunciadas por la UNMIL, tales como el aumento de las patrullas conjuntas y las misiones de reconocimiento aéreo. Estas misiones desplegadas deben continuar incrementando la cooperación, el intercambio de información, la coordinación y el trabajo conjunto para mejorar la seguridad en la zona fronteriza.

La coordinación y la coherencia institucional son las bases para lograr una presencia creíble y unos resultados óptimos. En este sentido, es necesario fortalecer los procesos de coordinación entre el Departamento de Asuntos Políticos (DPA), el Departamento de Operaciones del Mantenimiento de la Paz (DPKO) y la Oficina de Apoyo para la Consolidación de la Paz (PBSO) y, continuar los procesos conjuntos entre los Representantes Especiales, representantes, comandantes de fuerza, las oficinas de Naciones Unidas y los equipos país. Alentamos también a los países que aportan contingentes y policía a que consideren la utilización de personal y equipo en misiones cercanas o en operaciones transfronterizas y que lo indiquen en acuerdos concertados con las Naciones Unidas.

Continuar el intercambio de recursos logísticos, de personal con experiencia, de medios de transporte, así como establecer mecanismos como grupos de trabajo conjunto o bases de coordinación y depósito, son actividades de cooperación que se deben estudiar con detenimiento para establecer con que capacidad se cuenta y cuál podría ser su impacto en determinada región.

Señor Presidente,

Al abordar este asunto, el Consejo de Seguridad puede contribuir a mejorar la coordinación de las actividades y a la eficiente utilización de los recursos logísticos y administrativos disponibles entre diferentes misiones, para el control de las crisis y la estabilización de situaciones complejas con mayor eficacia.

Insistimos en que es fundamental hacer un análisis, desde el momento de la elaboración de los mandatos, de las posibles necesidades temporales e imprevistos que puedan llegar a enfrentar las misiones. Debemos continuar promoviendo la cooperación entre las misiones de las Naciones Unidas con el propósito de fortalecer la coherencia política y mejorar la efectividad de las operaciones de las Naciones Unidas a nivel regional. De esta manera, se mejoraría la capacidad de responder de manera ágil, pero sin afectar la eficacia de cada misión y el cumplimiento de su mandato respectivo.

Muchas gracias.

ˆarriba

« regresar

Intervenciones 2012