Presidencia | Cancilleria | Naciones Unidas

Español | English

Informes del Secretario General sobre el Sudán - Adopción de la resolución 2046 (2012)

(Nueva York, 2 de mayo de 2012)

Intervención de S.E. Embajador Néstor Osorio, Representante Permanente de Colombia

 

Muchas gracias señor Presidente,

Durante las últimas semanas hemos visto con gran preocupación el deterioro progresivo de las relaciones entre Sudán y Sudán del Sur, producto de una espiral de confrontaciones que no ha dejado de incrementarse, y que refleja la falta de confianza mutua y la incapacidad de las partes en lograr resolver sus diferencias a través del diálogo y la negociación.

Es verdaderamente lamentable que los primeros pasos de la recién nacida República de Sudán del Sur sean de guerra y hostilidad, y no de cooperación, conciliación y unión de fuerzas con su vecino para el desarrollo y la prosperidad.

Colombia está convencida de que el uso de los medios pacíficos y el estricto cumplimiento del derecho internacional son la única vía para solucionar cualquier controversia entre ambos Estados, así como del papel destacado que juegan las organizaciones regionales en el mantenimiento de la paz y la seguridad internacionales.

Mi país acaba de votar favorablemente la resolución 2046 (2012), como manifestación del firme y completo respaldo que brinda a la Hoja de Ruta y demás decisiones adoptadas por el Consejo de Paz y Seguridad de la Unión Africana en su Comunicado del 24 de abril, en el que se establecen medidas concretas que los dos países deben adoptar con el propósito de poner fin las hostilidades, reducir las tensiones, retornar al camino del diálogo y la negociación, y encausar de manera definitiva la resolución de todas las cuestiones pendientes.

Es imperativo que los dos países retornen al espíritu de compromiso y voluntad política que permitió en su momento la firma del Acuerdo General de Paz en 2005, y que los líderes de ambos países dimensionen el grado de responsabilidad que tienen frente a sus ciudadanos en procura de la paz, cumpliendo el cronograma y realizando las acciones establecidas en el Comunicado de la Unión Africana y en la resolución 2046 (2012).

Con la adopción de esta resolución, el Consejo de Seguridad no sólo responde a la solicitud de la Unión Africana, sino que también da una clara indicación sobre la firme determinación que le asiste para evitar que esta situación se deteriore aún más.

Es indispensable contar con la cooperación de las autoridades de ambos países y se requieren genuinas muestras de compromiso, traducidas en acciones concretas en las que se aborden las preocupaciones legítimas de ambas partes, particularmente en materia de seguridad.

Sudán y Sudán del Sur deben forjar una relación arraigada en el respeto mutuo y la cooperación, en la que la viabilidad, la seguridad y la prosperidad de ambos Estados sean los principios sobre los que se sustente su coexistencia pacífica. Esto requiere la renuncia al uso de la fuerza; el respeto de la soberanía, independencia, integridad territorial y unidad entre ambos Estados; así como de la conducción de sus relaciones conforme a los principios de buena vecindad, no injerencia en asuntos internos y cooperación regional.

Señor Presidente,

Ambos Estados deben comprometerse en terminar cualquier forma directa o indirecta de apoyo a grupos armados en el territorio de la otra parte como viene ocurriendo; poner fin de manera inmediata a los bombardeos aéreos en la zona fronteriza; implementar integralmente los Acuerdos de 20 y 29 de junio y de 30 de julio; y prestar toda su colaboración al Grupo de Alto Nivel de la Unión Africana para la aplicación de las recomendaciones sobre el Sudán, para que con el apoyo del Presidente de la Autoridad Intergubernamental para el Desarrollo, se adelanten negociaciones sustantivas sobre las cuatro áreas descritas en esta Resolución y el Comunicado de la Unión Africana.

Colombia considera que con adopción de la resolución 2046 (2012) el Consejo toma una acción decisiva en apoyo a los esfuerzos de la Unión Africana, dando una oportunidad para el retorno de la paz. Confiamos en que las autoridades de Sudán y Sudán del Sur responderán con la responsabilidad que amerita las actuales circunstancias.

Gracias señor Presidente.

ˆarriba

« regresar

Intervenciones 2012