Presidencia | Cancilleria | Naciones Unidas

Español | English

Comunicado de prensa

Con importantes logros, Colombia entrega la Presidencia del Consejo Económico y Social de las Naciones Unidas

(Bogotá, Enero 14 de 2014)

Con la reforma más profunda desde 1991 en el seno de Consejo Económico y Social de las Naciones Unidas, entregó la Presidencia de este organismo el Embajador Néstor Osorio, El Jefe de la Delegación de Colombia ante la Organización de Naciones Unidas (ONU) en Nueva York.

Durante la ceremonia de traspaso de la Presidencia del ECOSOC al Embajador de Austria, Martin Sajdick, el Embajador Néstor Osorio destacó entre los logros que "el Consejo inició su proceso de transformación para adaptarse a las nuevas exigencias de la agenda mundial y estar a la altura de las nuevas aspiraciones".

Asimismo, añadió que observa al "renovado Consejo Económico y Social y el Foro Político de Alto Nivel, bajo los auspicios del Consejo, como piedras angulares de la nueva arquitectura para promover el desarrollo sostenible".

El jefe de la delegación colombiana explicó que los años 2014 y 2015 "serán años de transición para el Consejo Económico y Social, en la medida en que se adaptará a su nueva estructura y el Foro Político de Alto Nivel comenzará su trabajo, como parte de los preparativos institucionales en apoyo de la agenda de desarrollo post-2015".

En el Desempeño de sus funciones como Presidente del ECOSOC, el Embajador Osorio proyectó la imagen del Consejo en diversas visitas a países miembros y entrevistas con Jefes de Estado y Ministros, destacando la audiencia privada que sostuvo con Sumo Pontífice Francisco.

Logros del Consejo Económico y Social durante la Presidencia de Colombia

En la serie de sesiones de alto nivel de 2013, celebrada en Ginebra durante el mes de julio, se demostró el firme compromiso de una amplia gama de interesados. El examen ministerial anualpuso de relieve el importante papel que pueden desempeñar la ciencia, la tecnología, la innovación y la cultura para superar los problemas del siglo XXI, tales como la pobreza extrema, la desigualdad y la degradación del medio ambiente.

En ese sentido, como lo resaltó el Embajador Néstor Osorio, "la declaración ministerial resaltó el rol de la ciencia, la tecnología, la innovación y el potencial de la cultura como facilitadores esenciales e impulsores para el cumplimiento de los Objetivos de Desarrollo del Milenio y la promoción de las tres dimensiones del desarrollo sostenible, que por tanto deben ser considerados como aportes invaluables a las deliberaciones en curso sobre la agenda para el desarrollo post-2015".

Según lo señaló Osorio, "la agenda de desarrollo post-2015 debe poner en marcha una estrategia de desarrollo capaz de promover un crecimiento inclusivo, que favorezca la creación de empleo, al tiempo que garantice la sostenibilidad del medio ambiente, con la erradicación de la pobreza y el desarrollo sostenible como elementos centrales. En este sentido, la agenda de desarrollo post-2015 debe concebirse como una agenda universal e incluyente, con metas específicas, que establezcan las condiciones para asegurar que los resultados obtenidos sean irreversibles".

En el contexto de la agenda de desarrollo post-2015, el Embajador Osorio reconoció la importancia de poner en marcha una alianza mundial para el desarrollo renovada y fortalecida sobre la base del octavo objetivo. Mencionó que "la movilización de recursos financieros para el desarrollo y la canalización efectiva de todos estos recursos será fundamental para la implementación de esta alianza global".

La serie de sesiones del segmento general de este año se enfocó en cuestiones fundamentales, tales como la ejecución del Programa Marco Decenal sobre Consumo y Producción Sostenibles, que se decidió establecer en la Conferencia de Río+20, reforzando de ese modo el papel del Consejo en las cuestiones relacionadas con el desarrollo sostenible.

Respecto de la interfaz entre paz y seguridad, el Consejo examinó las enseñanzas extraídas en relación con la transición de algunos países africanos que salen de situaciones de conflicto, sobre la base de la experiencia adquirida en Sudán del Sur.

Haití siguió siendo un asunto de especial interés, el ECOSOC examinó los progresos tangibles realizados y los obstáculos que aún persisten, demostrando así el compromiso por estrechar su relación con la Comisión de Consolidación de la Paz.

El Consejo también se ocupó de los desafíos que enfrenta la juventud. Asimismo, se erigió en plataforma para generar nuevas asociaciones. Es de resaltar el Nuevo Foro sobre la Implementación, que se centró en medidas concretas destinadas a promover la ciencia y la tecnología para el desarrollo.

El Embajador Osorio concluyó con las dos aspiraciones fundamentales del Consejo: mejorar las condiciones de vida de los ciudadanos alrededor del mundo y la sostenibilidad de nuestro planeta, "deben ser el centro de nuestra atención y esfuerzos. Debemos movilizar los recursos y energías comunes para hacerlas realidad efectivamente, ya que tenemos la responsabilidad común de hacerlo. Las expectativas son muy altas y no podemos darnos el lujo de fracasar".

 

Intervención del Excmo. Señor Néstor Osorio, Presidente del Consejo Económico y Social, Traspaso de funciones, Sede de las Naciones Unidas, Nueva York

Remarks by His Excellency Néstor Osorio, President of the Economic and Social Council, ECOSOC hand-over, United Nations Headquarters, New York